Marlene Engelhorn, una mujer austroalemana de 31 años que heredó una suma considerable de 25 millones de euros de su abuela, está organizando un grupo para decidir de manera colaborativa cómo donar parte de ese dinero. Marlene, descendiente del fundador de la empresa química y farmacéutica alemana BASF, Friedrich Engelhorn, recibió esta herencia tras el fallecimiento de su abuela, Traudl Engelhorn-Vechiatto, en septiembre de 2022. Forbes estimó la riqueza de la abuela en 4,200 millones de dólares.

Con la intención de distribuir alrededor del 90% de su parte en la herencia, Marlene busca la ayuda de 50 ciudadanos austriacos para colaborar en la toma de decisiones sobre cómo utilizar el dinero de manera beneficioso para la sociedad. Invitaciones han sido enviadas a 10,000 ciudadanos austriacos seleccionados al azar para participar en la iniciativa llamada «Buen Consejo para la Redistribución».

Marlene expresó su deseo de compartir la fortuna heredada y señaló que, a pesar de no haber hecho nada para merecerla, el Estado ni siquiera impone impuestos sobre ella. Aquellos interesados en participar pueden registrarse en línea o por teléfono.

De los 10,000 inicialmente seleccionados, se elegirá a 50 personas mayores de 16 años, y se designarán 15 suplentes en caso de desistimiento. La iniciativa busca tomar decisiones colaborativas y transparentes sobre cómo utilizar de manera efectiva esta herencia para causas benéficas.

¡Forma parte de la conversación!