Dos personas murieron y cuatro se encuentran heridos de gravedad, después de que un carro robado intentara escapar de la policía en el Alto Manhattan. El auto estaba conducido supuestamente por un adolescente. Todos los que iba a bordo del vehículo tenían entre 12 y 17 años de edad.

Un Hyundai Elantra negro que había sido reportado como robado a finales del mes pasado, se dirigía hacia el norte a lo largo de Audubon Avenue, cuando el conductor perdió el control y se estrelló contra un Jeep negro que se dirigía al oeste en West 179th Street poco antes de las 7 a.m., dijo la policía.

El vehículo que chocó y que llevaba cinco pasajeros a bordo, se volcó cerca de la intersección, dejando a su paso una gran cantidad de escombros, dijo el New York Post.

«El conductor era un niño. La mayoría de los niños allí parecían tener entre 12 y 17 años», dijo un vecino que corrió al lugar para ayudar.

El techo del vehículo tuvo que ser cortado para poder sacar a algunas de las víctimas que se quedaron atrapadas dentro. Dos de ellos fallecieron en el Hospital Presbiteriano, los demás se encuentran en estado crítico en el Hospital de Harlem.

¡Forma parte de la conversación!