El incidente ocurrió en la localidad de Cabral, ubicada en la provincia de Barahona, República Dominicana. Según informes, miembros de la Policía Nacional procedieron a arrestar a un joven y, de manera controvertida, lo esposaron a un motor antes de arrancar con él. Este acto provocó la indignación de los ciudadanos presentes, quienes reaccionaron lanzando piedras hacia los agentes policiales.

En un video que circula en las redes sociales, se puede observar claramente el momento en que el joven, esposado al motor, intenta correr para mantener el ritmo, pero cae al pavimento y es arrastrado brevemente. A pesar de las protestas y la intervención de algunas personas que intentaron liberarlo de las esposas, el motor continuó su marcha con el joven aún detenido.

Durante el altercado, los ciudadanos expresaron su repudio hacia la actuación de los agentes, calificándolos de «abusadores» y exigiendo que detuvieran su acción. La situación se volvió aún más tensa cuando algunos individuos comenzaron a lanzar piedras hacia los policías, y se llegaron a escuchar disparos, aunque no se reportaron heridos.

Este incidente ha generado preocupación y controversia en la comunidad, destacando la necesidad de una investigación sobre la actuación de los agentes involucrados y la garantía del respeto a los derechos humanos durante los procedimientos policiales.

¡Forma parte de la conversación!