Un estudio publicado el jueves indicó que la mayoría de los países tienen una tasa de fertilidad insuficiente para mantener su población, lo que podría llevar a un agravamiento de este fenómeno a nivel global y a desequilibrios regionales más marcados.

Según el informe publicado en la revista científica The Lancet, la fertilidad está en declive en todo el mundo, con más de la mitad de los países mostrando una tasa de fertilidad demasiado baja para mantener su nivel de población. Se espera que esta tendencia continúe en el futuro.

El estudio se basa en datos del Global Burden or Disease, un programa que recopila información de salud de la mayoría de los países, y considera diversas variables como niveles educativos y mortalidad infantil para estimar la evolución de las tasas de fertilidad.

Para el año 2050, se espera que tres de cada cuatro países enfrenten una tasa de fertilidad insuficiente para garantizar el reemplazo demográfico, y que la mayoría de los países enfrenten este problema antes de finales de siglo.

Los expertos advierten sobre las consecuencias económicas y sociales que este desequilibrio podría tener, especialmente en los países desarrollados, donde se espera una disminución de la población. Sin embargo, también señalan aspectos positivos como los beneficios ambientales y alimentarios.

A pesar de estas proyecciones, los expertos de la Organización Mundial de la Salud instan a ser cautelosos y considerar los matices, ya que algunos datos disponibles, especialmente en países de bajos ingresos, pueden no ser confiables. Además, no hay una solución evidente para abordar este fenómeno, ya que tiene impactos tanto positivos como negativos en diversos aspectos sociales y económicos.

¡Forma parte de la conversación!