Bandas armadas perpetraron un ataque contra la academia de policía en la ciudad capital de Haití, Puerto Príncipe, este martes. Este incidente se enmarca dentro de una ola de violencia desencadenada recientemente, que incluyó la fuga masiva de presos de dos cárceles y un asalto al aeropuerto.

La academia de policía, que alberga a más de 800 cadetes, fue blanco del ataque, aunque logró ser repelido con la llegada de refuerzos, según informó Lionel Lazarre, líder del sindicato de la fuerza policial.

Este episodio de violencia se suma a una situación de tensión en la capital haitiana, donde miles de residentes fueron evacuados debido a la preocupante crisis. Las actividades cotidianas, como el transporte y el comercio, habían comenzado a retomarse el martes, pero la situación volvió a agravarse cuando las pandillas intentaron tomar el aeropuerto.

Las autoridades locales, con el apoyo de la policía y el ejército, lograron repeler el ataque a la terminal aérea internacional Toussaint Louverture. Sin embargo, los disturbios provocaron la cancelación de todos los vuelos internacionales hacia la capital y el cierre del espacio aéreo con la República Dominicana.

La escalada de violencia ha dejado a alrededor de 250 cubanos varados en Puerto Príncipe, mientras que la situación política del país sigue siendo inestable. Varias pandillas han llevado a cabo ataques coordinados con el objetivo de derrocar al primer ministro Ariel Henry, quien se encuentra en paradero desconocido desde el jueves.

El gobierno haitiano decretó un estado de emergencia en la región de Puerto Príncipe y un toque de queda como medida de contención. Sin embargo, la crisis política, humanitaria y de seguridad en Haití continúa empeorando, exacerbando la difícil situación de la población.

¡Forma parte de la conversación!