La comunicadora Gabi Desangles se sinceró este martes sobre sus deseos de ser madre y reveló que en diciembre se someterá al proceso para congelar sus óvulos con el objetivo de continuar procreando luego de que intente quedar embarazada por primera vez el próximo año.

«Un plan que yo tengo este diciembre, que voy hacer, es congelar mis óvulos. Yo quiero ser mamá el año que viene, pero yo quiero congelar mis óvulos por una razón», expresó Desangles.

«Y lo digo porque creo que es un tabú en esta sociedad, en este país, para muchas mujeres hablar sobre ese tema. Lo hago porque yo todavía puedo tener hijos, pero si quiero tener otro lo quiero hacer con mis óvulos de una mujer joven, aunque tenga mis hijos en cuatro años, si mi cuerpo me lo permite porque soy muy sana, quisiera tenerlo con los óvulos de la edad que tengo ahora, ¿esa es la decisión correcta?», añadió.

La también actriz habló sobre sus planes durante su participación en el programa «Esto No Es Radio», donde tanto ella como sus compañeros se encontraban en medio de una entrevista con el ginecólogo/obstetra y especialista en reproducción Eduardo Castro.

La congelación de óvulos ha tomado gran importancia entre mujeres famosas de más de 30 años, como Kourtney Kardashian, Eva Longoria, Adamari López, Chiquis Rivera, Priyanka Chopra, Emma Roberts, Martha Higareda y Ana de la Reguera.

En el país también lo han hecho la influencer Yazmin Yeara y la actriz Marta González. Además, la presentadora de televisión Jenny Blanco admitió a periodistas de Listín Diario que quiere realizar el procedimiento.

¿Qué es la congelación de óvulos? (Vía Fertility Center of Miami)

La congelación de óvulos (criopreservación de ovocitos humanos) es una tecnología innovadora mediante la cual se extraen los óvulos de una mujer (ovocitos), se congelan y se almacenan para su uso futuro. La congelación de óvulos permite a la mujer tomar el control de su reloj biológico y almacenar sus óvulos para su uso futuro. Si experimenta problemas de infertilidad cuando desea quedar embarazada, los óvulos pueden ser descongelados y fecundados y luego los embriones resultantes se transfieren al útero.

Si bien no es una garantía, la congelación de óvulos es similar a una póliza de seguro para la futura fertilidad de una mujer.

¡Forma parte de la conversación!